Polémica por despidos en centros de salud de Las Heras

Una veintena de profesionales contratados por el Municipio fueron despedidos. La Comuna brinda explicaciones.

Por Cinthia Molina
  • 0
  • 0

Días atrás, alrededor de 25 médicos y enfermeros que se desempeñaban en diferentes centros de salud de la Municipalidad de Las Heras fueron despedidos en el marco una reestructuración de los profesionales con vías a la implementación de la Cobertura Universal de Salud (CUS) en el ámbito provincial. Desde la Asociación Mendocina de Profesionales de la Salud (Ampros), solicitan su reincorporación.

Según informaron desde la entidad gremial, el Municipio decidió desvincular a una veintena de profesionales que llevaban hasta doce años de vinculación laboral mediante contratos y fueron despedidos a través de una simple notificación.

En este marco los damnificados mantuvieron reuniones con Daniel Jiménez, secretario Gremial de la Asociación Mendocina de Profesionales de la Salud y fueron recibidos por el asesor legal de la entidad gremial, Carlos Alico, a fin de iniciar las acciones correspondientes.

Al respecto, el secretario gremial de Ampros sostuvo que “hablé con el director de Salud del Municipio, Andrés Martínez, quien remarcó que era por una reestructuración para coordinar con el Ministerio de Salud las acciones para la CUS. Pero cuando consultamos, esto no fue confirmado por el Ministerio de Salud”.

“A través de Ampros se realizarán todas las medidas tendientes a lograr la reincorporación de los profesionales a sus respectivos lugares de trabajo o la implementación de las medidas legales correspondientes, como consecuencia de los despidos”, sostuvo Jiménez. 

 

Una medida analizada y diagramada por el Municipio

 

Desde las arcas gubernamentales el encargado de brindar las declaraciones oficiales fue el secretario de Gobierno, Martín Bustos, pero MendoVoz no logró contactarlo por lo que desde el área de Prensa y Comunicación de la Comuna argumentaron que la decisión fue tomada a fines de junio, mes en el que se les vencía el contrato de locación de servicios semestrales a los trabajadores, y en este caso no fueron renovados.

“Puntualmente no son despidos sino rescisiones de contratos de locación de servicios que tenían una vigencia de seis meses. Culminados esos periodos se hace una revisión, evaluación y se decide la continuidad de la prestación o no”, resaltaron desde la Comuna haciendo referencia a la situación puesta en tela de juicio.

Luego, puntualizaron: “El intendente no quiere dejar a nadie sin trabajo pero tampoco quiere  malgastar los recursos del Estado, con esta decisión se busca hacer más operativos los servicios en los diferentes espacios y establecer un orden en las distintas prestaciones sanitarias que se brindan a la población”.

De esta manera, e intentando describir la situación actual remarcaron que “en un centro de salud habían ocho odontólogos y, en otros espacios dos o ninguno, en esa etapa de restructuración se está. De los contratos dados de bajos ya hay seis que han sido nombrados en otros espacios de salud”.


Comentarios

Comentarios