Informe vitivinícola: las fichas comienzan a moverse

Informe vitivinícola: las fichas comienzan a moverse
Por Redacción MendoVoz
  • 0
  • 0

Por Marcelo López

Especial para MendoVoz

 

El nuevo año y el calor de enero anuncian vacaciones, pero se sabe que la vitivinicultura no es de las actividades que las puedan disfrutar. Hay que seguir la evolución de las vides de cerca, estar atentos a las tormentas y ultimar detalles para la cosecha que se viene.

Si bien algunas bodegas chicas y medianas optaron este año por cerrar sus puertas a toda actividad los primeros 15 días, como forma de mejorar costos y concentrar las vacaciones del personal, el resto sigue sus actividades mirando con cierta preocupación el panorama.

Sin embargo, en el campo institucional los primeros días están llenos de novedades. Por un lado, el pase de manos entre pesos pesados de la bodega Graffigna en San Juan de Pernod Ricard al gigante chileno CCU, un grupo muy ligado al mundo de las gaseosas y las cervezas de ambos lados de la cordillera y que en Mendoza ya posee Finca La Celia y Tamarí. La operación que se concretará a lo largo del año incluye no solo las marcas y la bodega, sino también los viñedos en el Valle de Uco y en Cañada Honda y Pocito en San Juan.

Hemos hablado ya alguna vez del proceso de concentración de la industria y sobre el final del año también contamos de las tiranteces que comienzan a surgir entre los grandes jugadores corporativos de capitales internacionales y los sectores más tradicionales de la industria y, a fuerza de ser sinceros, vamos a escribir algo que nadie se anima. No son pocos los que ven en el horizonte a mediano plazo una secesión de este grupo del resto de las bodegas con una entidad propia.

Es claro que el modelo de negocio concentrado de bebidas con mirada multinacional es bien distinto al tradicional de la vitivinicultura regional que por cierto entró en crisis por la caída de consumo y poder adquisitivo del mercado. Un tradicional hombre de bodegas dio un ejemplo simple y claro de las diferencias: “Para nosotros, los viticultores son socios estratégicos. Obvio que tenemos diferencias y peleamos, pero son nuestros socios. Para los concentrados, los productores son proveedores”.

En el enero caliente otra noticia trajo también revuelo. Una resolución del INV busca mejorar la calidad de los vinos tintos y determinó que deberán tener por lo menos un 65% de uvas tintas en su elaboración. Se sabe que hay mucho tinto de blancas, en un mercado que consume más tintos que blancos y que, sin dudas, fue llevado a eso por la propia industria que comunicó en forma permanente durante los últimos años que el vino era tinto.

Es incuestionable que la resolución del INV es correcta en busca de mejorar la calidad de los vinos sobre todo los de baja gama, pero la realidad marca que a una parte importante de la industria le molestan las resoluciones y la forma de llevar adelante el Instituto que tiene esta gestión.

El principal cuestionamiento es que la resolución fue inconsulta y que si lo que se pretende es mejorar el precio de la uva, no se logrará fácilmente y reclaman un camino gradual acompañado de una revalorización comunicacional que recupere a los blancos como buenos vinos.

Cuando esta columna esté entrando a imprenta, el Gobernador de la Provincia estará recibiendo al Ministro de la Producción Dante Sica en su corta visita a Mendoza. Desde el sector descartaron que haya un nuevo encuentro con el funcionario nacional, pero admitieron que en las últimas horas hubo contactos informales con funcionarios provinciales para actualizar el panorama de la industria vitivinícola y que esperan que el Gobernador refuerce los planteos que realizaron las entidades en la última reunión con Sica.

Pero no es él único movimiento de la política: el ex gobernador Rodolfo Gabrielli solicitó en las últimas horas una reunión con Alfredo Cornejo para acercarle un plan de acción para la industria vitivinícola que estaría consensuado con algunos actores del sector. Hasta ahora no había respuesta al pedido de audiencia.

*Las opiniones expresadas en esta columna son exclusivas del autor.


Comentarios

Comentarios