Les robaron dos veces en un mes y se llevaron hasta los perfumes

A pesar de contar con alarma comunitaria, alambrado y rejas, una familia de Carrodilla se quedó con su hogar casi vacío.

Les robaron dos veces en un mes y se llevaron hasta los perfumes
Por Emilia Agüero, para MendoVoz
  • 0
  • 0

Una familia del barrio Supe, de Carrodilla, Luján de Cuyo, sufrió dos robos en su vivienda en un mes y tres días.  Pese a contar con alarma comunitaria, alambrado en el techo y rejas, los delincuentes les sustrajeron todo lo que encontraron a su paso. Ahora temen por sus hijos y piden más seguridad.

Se trata de los Bafumo, una familia integrada por Sebastián (padre), su esposa y dos hijos de 12 y 10 años, quienes desde el 9 de mayo son víctimas de una ola de robos que se vienen produciendo en los últimos meses en dicho barrio.

Según contó Sebastián Bafumo a Mendovoz “los delincuentes ya nos tienen tomados los horarios de entrada y salida y el tiempo que nos demoramos fuera de casa. Ya no les importa si contamos o no con alarma, porque nos cortan la luz y se nos meten. El problema ahora es que vivimos con miedo de que se metan cuando los chicos estén solos, así que ya ni eso hacemos. Es decir, si me voy a comprar, por más poco que me demore me los llevo conmigo”.

Las dos entraderas se produjeron cuando la familia no estaba en el interior del hogar, por lo que los vándalos tuvieron tiempo de arrasar con todo lo que encontraron a su paso, entre esos materiales, se llevaron $25.000 los cuales estaban destinados a la construcción de la casa, ropa, muebles, aparatos electrónicos y otros materiales.

Pero fue en el segundo robo, el pasado 12, en el que los delincuentes sustrajeron las herramientas de trabajo de albañilería de Sebastián, un enólogo que en sus ratos libres se dedica a esta profesión para lograr mantener su familia, los perfumes de todos los integrantes y demás objetos que quedaban.

“Me vaciaron la casa, de suerte tengo algún que otro mueble  gracias a que en el segundo robo sonó la alarma y sólo pudieron llevarse lo que había logrado subir al techo”, amplió la víctima.

Ante lo ocurrido, el padre de familia realizó la denuncia del primer robo en la Fiscalía 15, Comisaría 47, de Carrodilla, donde brindó datos claves para la investigación y detención de los ladrones. Sin embargo, nada de eso sucedió. En tanto con el segundo hecho delictivo decidió volver a la comisaría pero sólo para contarles lo ocurrido y decirles que “no haría la denuncia porque no sirve para nada”, a lo que uno de los efectivos le respondió que más no pueden hacer ya que cuentan con un solo móvil para todo el distrito.

“Es indignante esta situación, yo estoy enojado y tengo miedo de lo que pueda llegar a hacer, porque me tienen arto con los robos cuando trabajo todo el día para conseguir lo que tengo. A mí sí me importa lo material, porque dejo momentos importantes de mi vida para darle lo mejor a mis hijos, pero luego llegan estos tipos y te arrebatan todo en un segundo”, señaló Bafumo.

A esta situación se le suman otros robos en el barrio, donde hacen unas semanas asaltaron 3 casas el mismo día las cuales están ubicadas en el calle Cutral Co. Es por esta razón que Bafumo pidió más seguridad y presencia policial en la zona.

 

 


Comentarios

Comentarios